Esta preciosidad se llama Adriana, y tiene un mes y diez días. Sus papás, Verónica y Jorge no vinieron solos, para ellos era muy importante que la familia estuviera al completo en el álbum familiar; Duque, es para ellos como un hijo, solo que de cuatro patas. En la sesión de fotos, se portó fenomenal, ni si quiera le escuché ladrar ni una sola vez, paciente, esperó a que Adriana se durmiera para poder realizar estas originales fotos. La princesita tampoco quería perderse detalle de todo lo que había preparado en el estudio, curiosa con los ojos bien abiertos, miraba fijamente a la cámara enamorando al objetivo hasta que cayó dormida…¡Dulces sueños ojazos!


02

01

03

04

05

06

10

07

08

09